Con la crisis buena parte de los autónomos inmigrantes de la provincia cesaron en su actividad, pero tras tocar fondo, la afiliación remonta de forma estable año a año.

 

El autoempleo ha sido uno de los refugios laborales para miles de personas que han visto como debían cambiar su rumbo laboral en los últimos años debido a los drásticos cambios en la situación económica general. En este contexto, el colectivo de los extranjeros también se ha visto afectado por el recorte generalizado de la oferta de empleo en casi todos los sectores productivos, con especial incidencia en el sector de la construcción, una de las actividades que empleaba a un mayor número de la población extranjera. Ante esta situación, la necesidad de encontrar una nueva fuente de ingresos ha sido lo que ha empujado a un parte de los extranjeros que residen en León a darse de alta en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (Reta) de la Seguridad Social.

Frente al descenso continuado en el número de autónomos personas físicas nacionales, el aumento del número de extranjeros en esta categoría evidencia un mayor dinamismo.

El autoempleo ha sido una ‘salida’ para los extranjeros que ha seguido una tendencia contraria a la registrada entre los autonómos españoles en León. Frente al descenso continuado en el número de autónomos personas físicas nacionales, el aumento del número de extranjeros en esta categoría evidencia un mayor dinamismo por parte del colectivo. No obstante, frente a la caída continuada en el número de autónomos en líneas generales, el número de altas de extranjero ha mantenido un ligero, pero continuo ascenso en los últimos años, de acuerdo con los datos oficiales de la Subdirección General del Trabajo Autónomo, dependiente del Ministerio de Empleo y Seguridad Social.

De acuerdo con las estadísticas oficiales, comparando los meses de septiembre (último mes disponible) de cada año, la afiliación de los autónomos al reto sufrió un fuerte descenso en el 2009, cuando llegó a las 671 personas frente a las 790 del año anterior, un descenso del 15%. Sin embargo, desde el 2009, con un paréntesis en el 2014 (690 afiliados extranjeros dados de alta), la subida ha sido continuada, hasta los 706 dados de alta en el curso del último mes analizados. Los datos contrastan con las cifras del régimen en general que ha desde el 2007 ha perdido cotizantes año a año, desde 29.859 hasta los 24.206 registrados en el septiembre pasado.

El impulso es continuo, pero el peso de los extranjeros en el cómputo global es todavía reducido, ya que representan  un escaso 3% del total de autónomos de la provincia (24.206 en el momento del análisis), muy por debajo del 8,6% registrado a nivel nacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

Puedes usar las siguientes HTML etiquetas y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

borrar formularioEnviar